Berenjenas de Almagro

Receta de las famosas Berenjenas de Almagro

Uno de los alimentos más famosos de la ciudad de Almagro son sus deliciosas berenjenas, que suelen servirse como entrante pero que pueden usarse, incluso, como primer plato o acompañamiento de carnes y pescados. Si visitas Almagro también es muy habitual que los numerosos bares y restaurantes la ofrezcan como tapa de cualquier consumición.

Son un plato muy recomendado, pues cada berenjena tiene menos de 16 Kcal. y además son una fuente importante de fibra y antioxidantes. Una porción de berenjena puede proporcionar al menos el 5% de las necesidades diarias de fibra, cobre, manganeso, vitamina B-6 y tiamina que requiere una persona, según Medical News Today-, y además contiene otras vitaminas y minerales. Contiene Vitamina A, B1, B2, C y ácido fólico (ayudando a reforzar el sistema inmunológico y mejorar la resistencia de enfermedades) y es rica en minerales como el potasio, calcio, magnesio, hierro y fósforo (que ayudan a prevenir la artritis, osteoporosis y enfermedades del corazón)

Si alguna vez te has preguntado cómo se preparan las Berenjenas de Almagro o qué ingredientes tienen, aquí te desvelamos el secreto de su preparación.

Cómo preparar Berenjenas de Almagro

Ingredientes

  • 2 kilos de Berenjenas
  • Agua para limpiar y refrescar
  • Hojas de higuera o de parra
  • Palos de hinojo (tantas unidades como berenjenas)

Para el asadillo (relleno)

Estos ingredientes, como los del caldo de conserva, son orientativos, pues dependerán del gusto de cada uno. A algunos les gustan más suaves y a otros más fuertes y por ello, es mejor ir probando poco a poco e ir añadiendo desde la medida más baja hasta la mayor.

  • Pimientos rojos secos
  • Ajos (dependerá de lo picantes que os gusten, entre 2 y 6 dientes de ajo)
  • Cominos: 1 cucharada
  • Sal al gusto
  • Pimentón dulce: 1 cucharada
  • Guindilla (igual que el ajo, dependerá de vuestros gustos, pero con una valdría)
  • Aceite de oliva: ½ tacita

Para el caldo de conserva

  • 1 hoja de laurel
  • Vinagre: entre ½ y 1 litro
  • Sal al gusto
  • Aceite: ½ tacita
  • Agua: tras los ingredientes anteriores, echar agua hasta cubrir

Preparación

  1. Comenzaremos por preparar las berenjenas. Para ello las limpiamos o lavamos bien con agua y les quitamos las partes más duras: las espinas, las hojas duras del exterior y una parte del tallo (no lo hagas muy corto porque también se comer su piel y porque te ayudará a agarrarlas de ahí y comerlas más fácilmente)
  2. Una vez limpias, se rajan para luego poder rellenarlas. Se trata de realizar un corte longitudinal sin que llegue al tallo, más o menos a la mitad de la parte blanda hasta llegar a su centro.
  3. Luego se cuecen en agua hasta que estén blanditas y que el tallo se desprenda con facilidad (más o menos unos 12-15 minutos). Tradicionalmente, durante la cocción se cubrían con hojas de higuera para evitar que flotaran mucho. Si no puedes conseguir, sustitúyelas con un trapo en la parte superior de la olla o pon una tapa que quepa en el interior de la olla.
  4. Mientras cuecen, podemos ir preparando el guiso de asadillo* con el que se rellenan y para ello usamos pimientos rojos secos (puedes sustituirlos por pimientos rojos asados (½ kilo aprox.) o por pimientos del piquillo ya elaborados (aprox. 1 lata de 500 g), ambos cortados en tiras), ajos machacados, cominos, sal, pimentón, guindilla y aceite crudo de oliva. Mezclamos todo en un bol y reservamos.
    *Nota: a la hora de hacer el asadillo sé generoso, pues una parte servirá para rellenarlas y otra para el caldo de conserva.
  5. Una vez cocidas se extendían sobre un paño en el patio y se las regaba con agua fría al objeto de que encallen. Esto puedes sustituirlo por escurrirlas bien en el fregadero y enfriarlas con unos chorros de agua fría.
  6. Es el momento de rellenarlas: introducimos el asadillo que teníamos reservado en la raja de las berenjenas y, para sujetarlo, se atraviesan las berenjenas con un palo de hinojo. Ya, sabemos que es un poco difícil de conseguir, pero le aporta también un sabor especial que no conseguirías con un palillo de madera normal, pero si no encuentras hinojo, usa palillos de siempre o baritas de madera para pinchos morunos, por ejemplo.
  7. Ya rellenas, las berenjenas se introducen en una olla de barro que debemos llenar -antes se hacía hasta el mismo borde, aunque si no tienes muchas puedes hacerlo solo hasta cubrirlas- con una cantidad del mismo guiso de asadillo y añadiendo agua, vinagre, sal y aceite a gusto.
  8. Luego, deben reposar al menos una semana antes de ser consumidas, asegurando así su maceración.

Publicado el: 13/12/2021  -  Temas relacionados: Consejos, Sobre Almagro  -  Etiquetado: , , , , , , ,


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
Abrir chat
1
💬 ¿Necesitas ayuda?
Apartamentos La Encomienda de Almagro
¡Hola! 😊 Soy Rosa Montero, la propietaria de La Encomienda de Almagro, ¿puedo ayudarte en algo?